Publicado el Deja un comentario

Guía de regalos de Navidad

Creo que no hay ninguna excusa mala para regalar flores; un cumpleaños, un nacimiento, un aniversario… y, ¿por qué no también en Navidad?

En esta época del año tendemos a pensar en las flores exclusivamente como elemento decorativo y efímero, pero creo que ha llegado el momento de pensar que las flores preservadas son una opción de regalo más puesto que perduran en el tiempo.

Cada vez damos más importancia a la estética de nuestras casas, a tener la mesa bonita cuando invitamos a unos amigos a cenar, a disfrutar de un salón acogedor mientras leemos un libro en el sofá… Creo realmente que ahora, más que nunca, regalar decoración es un acierto.

Voy a intentar darte unos consejos que a mí me son útiles cuando quiero regalar flores a mis familiares o amigos.

En primer lugar, piensa en la persona a la que le quieres hacer el regalo, partiendo de la base de que es alguien a quien le gusta la decoración, y por supuesto las flores.

 

Flores para tu hermano/a

Si tienes en mente a tu hermana o hermano (sí, a los chicos también les gusta decorar con flores), te recomiendo dos productos: la Lata las hermanas, una latita de pimentón disponible en dos tonalidades, y con la que poco más hay que añadir, es un claro ejemplo de que tu hermana y tú sois inseparables. O por otro lado, si se trata de tu hermano: la Taza personalizada en la que puedes poner el mensaje que quieras, desde su nombre a esa frase cómplice que sólo vosotros dos entendéis.

 

 

 

Flores para tu suegra

A mi suegra le encantan las flores, por eso sé que nunca se cansa de que le regale nuevas composiciones en diferentes jarrones. Si tu suegra es como la mía, con un estilo de casa clásico y abarrotado de decoración te aconsejo un recipiente neutro, sobre todo de cristal. El jarrón Limoges o el Lyon son centros muy vistosos en los que la flor llama más la atención que el recipiente, por eso son una buena opción para casas más recargadas de otros elementos decorativos. Por su tamaño quedarán perfectas como centro de mesa.

 

 

 

 

Flores para tu madre

En el caso de mi madre es una decoradora inquieta que cambia constantemente de estilo. Por eso pienso que para ella lo mejor sería un centro de nuestra nueva colección. El centro Kalon, es perfecto para ella, de cristal, con las flores en tonos blancos. Aunque cambie la decoración seguirá quedando bien, es el centro neutro por excelencia. Si ves que tu madre es original, pero no tan arriesgada, te recomiendo el cesto Hygge, más rústico y de colores cálidos.

 

 

 

Flores para tu cuñada

Mi cuñada siempre anda buscando algún rincón vacío de la casa en el que poner otro centrito de flores. Su casa está decorada con un estilo nórdico, predomina el blanco y el beige, y prácticamente los únicos puntos de color lo dan las flores. Le gustan los recipientes más llamativos u originales, como el centro Nuuksio, o el centro Ribe.

 

 

Flores para el amigo invisible

Si tienes un grupo donde hacéis amigo invisible para regalar en este caso la cosa se puede complicar un poco más, por eso te recomiendo elegir uno de nuestros centros de flores que más gustan, los que más nos piden a lo largo del año. Tanto el centro Arezzo, nuestra caja de madera barnizada; como el centro Corricella, que es igual, pero con la madera pintada de blanco, son centros que prácticamente quedan bien en cualquier casa. Puedes elegir dos tamaños, y entre 4 tonalidades que verás en nuestra web. Además la caja de madera se puede personalizar con un nombre, una frase o una fecha.

También es buena opción el Columpio petit, o el Columpio personzalizado, son perfectos para colgar en la pared con un clavito pequeño, o colocar en una estantería con suficiente fondo. También se puede personalizar el marco.

 

 

 

Flores para tu mejor amiga

Para tu mejor amiga, puede ser una buena idea será regalarle un ramo para que ella lo coloque en su recipiente favorito. Tienes 3 tamaños a elegir y 4 tonalidades diferentes en cada tamaño, ¡seguro que hay alguna combinación que le encanta!

 

 

Creo que hay tantas opciones para regalar como gustos pueda tener la gente de tu entorno.
Así que mi último consejo es que te tomes tu tiempo a la hora de elegir el detalle de flores que más pueda enamorar a esa persona especial. Puede que al principio te parezca una locura entre tanta opción, pero si te paras a pensar en esa persona, en su casa, en sus gusto, estoy segura de que elegirás desde el corazón, y eso es lo que hará que este regalo sea tan especial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *